Sobre mí

«La belleza de los diseños de Can Gessé reside, en parte, en lo efímero de las flores vivas con las que trabajo mis creaciones en plena naturaleza. La otra parte, eres tú.»

¡Hola! Soy Raquel Zazurca, la chica con la sonrisa permanente que te recibe en Can Gessé. Soy positiva, bromista y me encanta jugar a buscar los parecidos de la gente mientras hago imitaciones sin vergüenza. Mi mente siempre está creando y, sí, puede resultar agotador al final del día. Por eso, si sigues leyendo entenderás por qué Can Gessé es mi complementario.

«Can Gessé me complementa. Me aporta la calma que le falta a mi mente creativa en ebullición constante»

Si vienes a Can Gessé, a compartir una de nuestras Flower Parties, por ejemplo, sentirás como se rebajan tus pulsaciones hasta permitirte escuchar alto y claro los sonidos más disimulados de la naturaleza. Aquí hay calma. Todo movimiento, incluso el tuyo, se contagia con el ritmo del campo: sin prisa pero sin pausa. Trabajar con elementos vivos como las flores me ha enseñado a apreciar y disfrutar más y mejor del presente, de lo que existe. Todo es efímero y está bien así.

IMG-0928

«Trabajando con elementos vivos como las flores he entendido que todo es efímero y que está bien así»

image00028
image00014

Ver, determinar y diseñar el concepto creativo de todo el evento es la parte a la que dedico más tiempo: colores, logo, invitaciones, diseño floral… La fase más estresante son las 24 horas antes del día D. Ahí se me borra la sonrisa. Veinticuatro horas es todo lo que tengo para trabajar los elementos vivos de mis montajes antes de que su estado evolucione hacia el marchitamiento.

Processed with VSCO with c1 preset
B9BCD510-65BC-4C85-807F-45499FB72F9A

Hace cinco años, cuando empecé con el diseño floral de bodas y otros eventos sociales y empresariales, vivía con angustia el final. Me resistía a que todo muriera sin más a las 24 horas del montaje. Ahora, en cambio, sé que justo eso es lo que aporta magia a las creaciones de Can Gessé.

A lo largo de mi vida he explorado la creatividad de muchas maneras que conservo y aplico en su conjunto ahora en Can Gessé. De una forma técnica, cuando estudié diseño de interiores. Desde el lado opuesto, con el fluir de las tintas y las acuarelas en mi faceta de ilustradora vocacional. La creatividad salvaje de los veranos y fines de semana en la torre de mis abuelos. Esa torre que mi madre convirtió en un parque de los olores plantando, sin saberlo, la semilla de lo que hoy es Can Gessé. Sí, sonrío pensando en las vueltas que da la vida. Mi abuelo dirigió durante años una granja de cerdos justo aquí donde hoy huele a flores.

Algunas cosas más sobre mi:
  • Tengo dos hermanas y con una de ellas somos mellizas.
  • El volley es mi yoga.
  • Cuando estoy en Can Gessé se me va el santo al cielo y el móvil se cuela siempre en un agujero negro. No doy señales de vida. Se me hace de noche o de día, depende.
  • Cuando estudié diseño de interiores no entendía por qué tenía que aprender las proporciones espaciales con toda la técnica de la delineación y programas de simulación de diseño interior. Ahora lo entiendo todo. Sería imposible hacer los montajes de Can Gessé sin esos conocimientos.
  • Me exijo hasta perder la voz. Literal. Soy constante, tozuda y eso, 
  • Los detalles me hablan. Puedo crear todo el concepto creativo de un diseño floral para tu boda a partir de un detalle en la conversación, tu gesto más repetido o el color de tu carmín.
Ahora que me conoces un poco, me encantará saber de ti.
¿Te vienes conmigo a Can Gessé?

COPYRIGHT ©  CAN GESSÉ